Jueves, 28 de septiembre de 2006
RAMON LLULL
(1232-1315)

?Estuve casado, tuve hijos, fui rico, lascivo y mundano.
Todo lo dej? de buen grado para procurar el honor de Dios
y el bien p?blico y exaltar la santa fe. Aprend? el ?rabe,
muchas veces sal? a predicar a los sarracenos, fui detenido,
encarcelado y azotado por la fe.?
Ram?n Llull.

LA VOZ DEL PRIMER LIRICO DE LA LENGUA CATALANA

Seg?n el fil?sofo mallorqu?n, Dios es amor y todos los seres tienen por vocaci?n amar: el amor del hombre hacia Dios, hacia los dem?s, hacia Jes?s, hacia Mar?a, hacia su propio cuerpo, hacia su conjunto, hacia los otros seres humanos, hacia la vida eterna; el amor de los ?ngeles, etc. La ?tica del amor universal es extendida por Llull al dominio temporal y social: seg?n ?l, la pol?tica debe estar impregnada de esp?ritu evang?lico. La idea de la unidad la informar?; en este sentido, parece necesario el Imperio mundial para que reine la paz internacional.

Ram?n Llull es la figura m?s grande del pensamiento ib?rico medieval, tanto por la amplitud de su obra como por su personalidad fuera de serie y tambi?n por la extensi?n de su influencia, en su tiempo y a lo largo de los siglos. El conjunto de su obra es asombroso por su volumen, la variedad de los temas tratados y el dominio, cultura y profundidad de pensamiento que revelan. Aunque escribi? algunos libros en ?rabe, no se conserva ninguno en este idioma, son numerosos, en cambio, los escritos en catal?n (fue el primero en usarlo en filosof?a) y en lat?n. Poeta y prosista, en lo primero se le considera como el primer l?rico que escribi? en catal?n, si bien denota todav?a la influencia provenzal.

Hijo de un senescal de Jaime I, Ram?n Llull naci? en 1232, en Palma de Mallorca, donde no tard? en convertirse en paje del rey, a quien sigui? en todos sus viajes. Preceptor y m?s adelante mayordomo del Infante (el futuro Jaime II), se cas? pronto con una noble y rica heredera, de la que tuvo dos hijos. Entregado al placer, no desde?aba tampoco componer poemas en la hermosa lengua catalana, llevando una vida mundana y suntuosa. Pero, en 1262, la visi?n repetida , en pocos d?as de Cristo crucificado cambi? de la noche a la ma?ana el curso de su vida.

S?bitamente arrepentido, Llull se convirti? a una vida consagrada por completo a la religi?n y, en particular, al apostolado de los infieles, ?rabes o jud?os. Abandonando a su familia, peregrin? a Montserrat, Compostela y Rocamadour, realizando posteriormente serios estudios superiores en la misma Mallorca, encrucijada de las culturas orientales y occidentales.

En 1272, Llull se retir? al monte Randa (no lejos de Palma), donde recibi? la iluminaci?n divina , la cual le orden? pasar a la acci?n y convertir a los infieles en masa; el militarismo iba a ser, en efecto, la nota dominante de su car?cter y su vocaci?n. En el Monasterio de la Real, pronto escribir?a su primera obra Ars Magna. Despu?s , en Montpellier, obtuvo de Jaime I subsidios para construir y dirigir en Miramar, en la isla de Mallorca, un colegio franciscano dedicado a la ense?anza del ?rabe.

De ah? en adelante, el trovador de Cristo recorrer? incansablemente el vasto mundo para combatir a favor de su ideal de unidad y de reforma moral de la cristiandad, as? como de conversi?n de los musulmanes, e incluso del universo pagano; se le encuentra sucesivamente en Roma, Par?s, Abisinia, Bolonia, Armenia, N?poles, Pisa, G?nova, Egipto, Siria, Malta, Palestina, Sicilia, T?nez y hasta con los t?rtaros. Discute sin cesar con los musulmanes, en ocasiones tolerado, en otras encarcelado, lapidado o expulsado... El Concilio de Viena en el Delfinado accedi? a algunas de sus demandas al decidir la fundaci?n de c?tedras de lenguas orientales y la organizaci?n de nuevas misiones. Pero el fracaso de ?Barbaflorida? (como Ram?n Llull se denominaba a s? mismo) fue casi total al dirigirse a los papas Nicol?s IV, Celestino V, Bonifacio VIII y ClementeV. Desalentado moment?neamente, el infatigable luchador expres? su decepci?n en los bellos poemas de Desconhort (1295). El ajuglaramiento de la forma de esta composici?n reaparecer? en otros poemas de Llull , como Cant de Ramon, Plant de Nostra Dona Santa Mar?a, etc. Ram?n se recuperar?a pronto y volvi? con renovado ardor a la obra de evangelizaci?n, predicando y polemizando tenazmente. Fue tambi?n esta la ?poca de sus grandes obras , el Libre del gentil et dels tres savis (1275), Felix o libre de meravelles (1288), el Blanquerna (1295) y el Arbre de filosofia d?amor (1298). Intentando convencer, una vez m?s, a los musulmanes de Bugia, en 1315, fue cruelmente lapidado por la multitud, muriendo en el barco que le llevaba a Mallorca. Enterrado en la iglesia de Sant Francesc de su ciudad natal fue objeto de un verdadero culto. Ingenuo y ut?pico, el doctor illuminatus fue al mismo tiempo un genio dial?ctico totalmente aut?ntico: ?alma de gigante con coraz?n de ni?o?, este ?francotirador del pensamiento catal?n? (siguiendo las palabras de Men?ndez Pelayo) es la expresi?n m?s elevada del esp?ritu medieval.


Francisco Arias Solis
e-mail: [email protected]
URL: http://www.arrakis.es/~aarias

Paz, queramos paz.

Aviso: Se ruega a los internautas que pongan en sus p?ginas el logotipo o banner de Internautas por la Paz y la Libertad que figura en la URL: http://www.arrakis.es/~aarias/internau.htm.

Gracias
Publicado por Franciscoariassolis @ 21:57
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios