Mi?rcoles, 14 de febrero de 2007
ANGEL CRESPO
(1926-1995)

?Pero ellos me dijeron
que no chistase: a lo mejor
les obligaban a madera
para contener la avalancha
y, luego, cobrar?an
menos, llegado el s?bado.?
Angel Crespo.

LA VOZ DE UN CREADOR VERBAL

Yo traigo aqu? ahora a Angel Crespo porque ser?a una injusticia desconocer su empe?o, sus inquietudes vanguardistas -la poes?a concreta, el redescubrimiento del surrealismo, muy influyentes entre la juventud-, en ?poca bald?a. Su actitud viene a ser un nuevo esfuerzo por acercarse al hombre y su realidad, desde la misma urgencia de un Cremer -Deucali?n o Poes?a de Espa?a nacieron con un signo de oposici?n a revistas oficiales y oficiosas-, aunque con un replanteo m?s a fondo de los m?todos expresivos que en Espada?a y aun en la poes?a de Juan de Leceta se realiza, seg?n un esquema usual y corriente, ?nicamente atentas a una diferente postura Humana.

Angel Crespo nace en Ciudad Real el 18 de julio de 1926. Maestro nacional y licenciado en Derecho ense?? durante a?os Literatura espa?ola en la Universidad de Mayag?ez , en Puerto Rico Entr? en contacto con el grupo postista de Carlos Edmundo de Ory y Eduardo Chicharro. Junto al poeta conquense Federico Muelas funda la revista po?tica El p?jaro de paja. Fund? y dirigi? la revista Deucali?n, de arte y literatura (1951-1953). Fundador y director con Gabino Alejandro Carriedo, de la revista Poes?a de Espa?a.. Director de la Revista de Cultura Brasile?a. Angel Crespo falleci? en Barcelona el 12 de diciembre de 1995.


Libros suyos muy significativos son Quedan se?ales y Todo est? vivo, en los que aparecen los elementos y temas caracter?sticos. Una cierta iron?a y una desusada ternura se unen en el corte de su verso, que huye de los quiebros cl?sicos para hallar algo oscuro y palpitante, una atm?sfera turbadora no siempre clarificada. La pintura es un libro de motivaci?n nerudista o albertiana que prueba su fuerza y su energ?a para la representaci?n art?stica. Onda a Nanda a Papiri demuestra una fantas?a o invenci?n de m?gica expresividad, que causa v?rtigo. La obra de Angel Crespo cobra una entidad m?s regular en Junio feliz, Suma y sigue, No s? como decirlo o Docena florentina. Hay una comunicaci?n entre el hombre y la naturaleza, entre los animales y las cosas, contagiadas sin duda de la jocundidad y la plenitud de la especie, en una trabaz?n muy conseguida.

Se trata sin duda de un inventor de atm?sferas, de un creador verbal y de un poeta levitante que tiene el acierto de vigilar, cada vez mejor, su facundia y su trazado escueto, sin perder robustez expresiva. La primitiva sequedad y apresto de su expresi?n, que no salvaban sus momentos m?gicos, llevan ahora un neto sentido humano como la carne pegada al hueso. Su expresi?n, en todo caso, es segura, indubitable, exacta.

Angel Crespo nos ha dicho: ?La culpa de que actualmente no parezca surgir una poes?a nueva y original -sin dejar, al tiempo, de ser social- recae sobre quienes, han postulado como ejemplares obras que, desgraciadamente, distan mucho de serlo. Ser?n moralmente positivas pero, ?lo son en lo po?tico?. Lo que nuestra descuidada cr?tica deber?a hacer es buscar lo social en las obras verdaderamente po?ticas que tambi?n se han escrito durante los ?ltimos decenios?:

Francisco Arias Solis
e-mail: [email protected]
URL: http://www.arrakis.es/~aarias


No se debe admitir la violencia ni siquiera contra la violencia

Aviso: Se ruega a los internautas que pongan en sus p?ginas el logotipo o banner de Internautas por la Paz y la Libertad que figura en la URL:
http://www.arrakis.es/~aarias/internau.htm

Gracias.
Publicado por Franciscoariassolis @ 4:00
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios