Mi?rcoles, 05 de septiembre de 2007
JOHANN GUTENBERG
(1400-1468)

?Es la imprenta la vida, y me parece
este taller un vasto cementerio.?
Jos? Mart?.

LA VOZ DEL INVENTOR DEL ARTE TIPOGRAFICO

Al impresor alem?n Johann Gutenberg se le atribuye con gran fundamento la invenci?n del arte tipogr?fico, generalmente llamado imprenta.

Son muy escasas las noticias de su vida. Johann Gutenberg naci? en Maguncia en 1400. Fue descendiente de una familia de patricios. Su profesi?n inicial es la de estampador de l?minas. Gracias al holand?s Lorenzo Coster, descubre un sistema con el que imprime una Gram?tica latina. Comienza entonces una serie de experiencias para conseguir la reproducci?n de textos de manera m?s r?pida. Para trabajar sin las interrupciones propias de una ?poca en la que lo nuevo, por desconocido, era considerado como brujer?a, Gutenberg se instala en las ruinas del convento de San Argobasto. Consigue los primeros resultados sobre un pergamino, con tipos c?bicos y m?viles de madera, unidos mediante un agujero lateral y con una de sus caras en relieve.

En 1420 hubo de cambiar de residencia, como otros muchos ciudadanos, a causa de los trastornos pol?ticos surgidos por aquellas fechas, y nada se sabe del inventor hasta el 14 de marzo de 1434, fecha en que se presenta al alcalde de Estrasburgo. Cinco a?os m?s tarde, Gutenberg ejerc?a de impresor (probablemente xil?grafo), pues consta que pose?a varios moldes y una prensa. En el registro de contribuyentes de Estrasburgo, correspondiente a 1444 est? incluido nuestro personaje, quien entonces pertenec?a al gremio de los plateros y batidores de oro; circunstancia que permite deducir fundamentalmente que Gutenberg debi? de ensayarse probando textos e ilustraciones sobre l?minas de metal, cuyo sistema ya era practicado por otros. Consigue los primeros resultados sobre un pergamino, con tipos c?bicos y m?viles de madera, unidos mediante un agujero lateral y con una de sus caras en relieve.

En Estrasburgo forma sociedad con Dritzchen, Riffe y Heilman. Durante alg?n tiempo trabajan en secreto para que nadie pueda arrebatarles la exclusiva. Su primera obra completa es un devocionario: Speculum. Investiga de nuevo, hasta que consigue fundir caracteres m?viles met?licos capaces de ser impresos. Es el primer proyecto de imprenta tal como lo concebimos hoy. Sin embargo, los triunfos creativos de Gutenberg agotan su dinero y tiene que aceptar la oferta de Johann Fust, orfebre de Maguncia, con que el que se instala, una vez m?s, en secreto (1449). Les sirve poco su discreci?n, porque uno de los obreros descubre su invento y tienen que permitirle formar parte de la sociedad. Se trata de P. Schoeffer, que hab?a estudiado en Par?s y conoc?a lo relativo a la fundici?n de metales. El nuevo socio le soluciona muchos problemas t?cnicos, colabora con una fuerte cantidad de dinero y sus conocimientos de Qu?mica sirven para mejorar la calidad de las tintas.

Gutenberg se lanza, seguro ya de su experiencia, a imprimir su mejor obra la Biblia llamada de cuarenta y dos l?neas, n?mero de filas de que constan las columnas, empresa magna y obra admirable, compuesta de dos tomos gran folio, de 324 y 319 p?ginas, respectivamente. Antes hab?a impreso la obra titulada Catholicon, de Juan de Ganua, obra insigne de la imprenta primitiva que se public? en 1460. Por esa fecha imprimi? tambi?n el Donatos (gram?tica de Elios Donato). Los intentos de Fust para hacer pasar sus libros por manuscritos hacen que se descubra el invento y est?n a punto de ser condenados a la hoguera. Una vez m?s, Gutenberg se ve arruinado y s?lo, porque tras un pleito con Fust, que sigue trabajando con Schoeffer como si fuera suyo el invento, tiene que ceder la imprenta. Sin dejarse de vencer por el des?nimo vuelve a asociarse, esta vez con Humeri y se instala de nuevo en Maguncia. A causa del saqueo de la ciudad por Nassau (1462) se traslada a Estrasburgo, y luego a Haarlem, para terminar, finalmente, en Maguncia (1465) con una pensi?n que le concede Adolfo II, y que solo puede disfrutar tres a?os hasta su muerte, ocurrida el 14 de febrero de 1468.

Aunque algunos pa?ses de Europa se atribuyen la paternidad de la imprenta, casi todos los historiadores se?alan a Gutenberg como el primero que graba y usa los tipos sueltos, dejando a la Humanidad su descubrimiento que cambiar?a el ritmo de la cultura occidental.

En 1900, con ocasi?n de su V centenario se cre? en Maguncia el Museo Gutenberg, con objeto de coleccionar y hacer asequibles a todo el mundo los documentos referentes a la invenci?n del arte de la imprenta. Al Museo est? unida una biblioteca (Biblioteca Gutenberg) destinada a contener los escritos referentes a la historia de la imprenta, invento esencial para el progreso del g?nero humano. Y como dijo el poeta: ?Es la labor de la imprenta misteriosa: / propaganda de esp?ritus, abiertos / al Error que nos prueba, y a la Gloria / y a todo lo que brinda al alma un cielo / cuando el deber con honradez se cumple / cuando el amor se reproduce numeroso?.

Francisco Arias Solis
e-mail: [email protected]
URL: http://www.arrakis.es/~aarias
WIKIPEDIA: http://es.wikipedia.org/wiki/Francisco_Arias_Sol%C3%ADs



No hagamos las paces con la guerra, ni tampoco levantemos guerras con la paz.

Aviso: Se ruega a los internautas que pongan en sus p?ginas el logotipo o banner de Internautas por la Paz y la Libertad que figura en la URL:
http://www.arrakis.es/~aarias/internau.htm

Gracias.
Publicado por Franciscoariassolis @ 0:35
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios