S?bado, 02 de febrero de 2008
PABLO IGLESIAS POSSE
(EL FERROL, 1850-MADRID, 1925)

?La voz de Pablo Iglesias ten?a para m? el timbre
inconfundible ?e indefinible- de la verdad humana.?
Antonio Machado.

LA VOZ DE LA VERDAD HUMANA

Hace ya ochenta y dos a?os que la voz de Pablo Iglesias ha enmudecido para siempre. La voz de ?aquel hombre admirable que esperaba una nueva civilizaci?n?, como nos dej? dicho don Miguel de Unamuno. Aquella voz capaz de entusiasmar a Mara??n: ??Con cu?nto entusiasmo o?amos aquella voz lejana, que aterr? a los esp?ritus mezquinos de la sociedad espa?ola; pero que desde all?, lejos, se ve?a bien, que era la voz de la verdad?.

Iglesias vivi? desde muy peque?o en Madrid. Inteligente y laborioso, pronto alcanz? un buen nivel de instrucci?n, dada su gran afici?n por la lectura y las posibilidades que en este sentido le ofrec?a su oficio de tip?grafo. Durante toda su vida trabaj? activamente en la difusi?n de las ideas socialistas, viajando incansablemente y escribiendo continuamente art?culos en El Socialista, publicaci?n dirigida por ?l mismo.

Pablo Iglesias ingres? en 1869 en la Primera Internacional. La ilegalizaci?n y posterior disoluci?n de la misma por atentar contra la familia, la moral, la patria y... sobre todo contra la propiedad ?privada, naturalmente-, le alcanz? afiliado a la Asociaci?n General del Arte de Imprimir. Como directivo de la misma, y sin soluci?n de continuidad de las organizaciones socialistas y de su ?rgano de prensa, sufri? reiteradas, aunque breves, encarcelaciones, m?ltiples procesos y diversas sanciones administrativas. As? pues, milit? ininterrumpidamente durante cincuenta y seis a?os de su vida.

A lo largo de estos a?os, las ?nicas satisfacciones que obtuvo fueron sus repetidas elecciones como concejal y diputado por Madrid, el lento pero constante crecimiento de sus organizaciones y el respeto y la admiraci?n de sus correligionarios y de otros muchos que no solamente discrepaban de sus principios, sino que militaban en campos adversos. ?Lo considero el espa?ol m?s eminente de su ?poca ?dec?a Indalecio Prieto-, aunque en pol?tica haya habido otros m?s sabios y tan virtuosos como ?l. Le superaron en sabidur?a y le igualaron en virtudes Costa, Salmer?n y Pi y Margall. ?Pero qui?n realiz? obra m?s eficaz, extensa y profunda que la suya??


Las caracter?sticas m?s destacadas de la mayor parte de los escritos y discursos de Pablo Iglesias son la originalidad y la actualidad de su contenido. Iglesias conden? siempre la violencia por inhumana y por ineficaz. Cuando el 8 de agosto de 1897 C?novas del Castillo cay? muerto por un disparo vengador, Iglesias dijo: ?Condenamos los cr?menes de abajo tanto como los de arriba, aunque algunas veces los primeros sean corolarios de los segundos?. Y a?ad?a: ?No contribuyamos a convertir esta sociedad, inarm?nica ya por antagonismo de intereses, en una sangrienta lucha de fieras?.

Cuando a fines de 1921 Eduardo Dato ca?a igualmente abatido por las balas, Iglesias expresaba con mayor claridad a?n su pensamiento: ?La violencia, por si sola, no resolvi? nunca nada: es cosa adjetiva. En Espa?a es esencialmente reaccionaria, lo mismo si la ejercen los gobiernos que si la practica el anarquismo. La f?rmula salvadora es libertad y justicia. No hay otra?.

Tan sincero era su acento, que cuando en el mismo a?o de 1921 la Tercera Internacional de Mosc? pretend?a absorber los partidos socialistas que se hab?an adherido a la Segunda Internacional, al final del congreso ?escisionista? escribi?: ?... la historia dir? si no hay un principio de error, al deformar la espontaneidad del movimiento de adhesi?n de todos los proletarios...?

Esto nos demuestra que Iglesias, a m?s de un confesor, ap?stol del socialismo y m?rtir (prob? la c?rcel muchas veces), fue tambi?n profeta de buena calidad. No es extra?o que Ortega y Gasset escribiera: ?Pablo Iglesias es un santo?.

Pero quiz? lo que m?s acredita a este santo laico, es su absoluto despegue frente al dinero y al poder. Pablo Iglesias fue siempre un hombre de pueblo: sin dinero y sin apetencias. En efecto, siendo ya un personaje importante de la pol?tica del pa?s, el platero Inocente Calleja, que se hab?a convertido fulminantemente a la causa del proletariado, muri? dejando en su testamento unos hotelitos de El Escorial a la esposa de Iglesias, ?porque de hab?rselos legado a Pablo, ?ste los hubiera vendido para emplear el dinero que le diesen en ayudar al sostenimiento del partido y del peri?dico?.

En 1901 ocup? Canalejas el Ministerio de Agricultura, Industria y Comercio, y pens? crear un Instituto de Reformas Sociales, haciendo de la secretar?a el cargo fundamental, con intento de que la desempe?ara Iglesias, a quien visit?. La negativa de ?ste fue terminante: no aceptar?a jam?s otros cargos que aquellos a los que lo enviara el voto de sus correligionarios.

Queda mucho por contar de la vida del ap?stol del socialismo espa?ol. ?Y es menester acentuar ?dec?a Ortega- que Pablo Iglesias tiene derecho a que su vida sea contada ?como ejemplo que solicita la imitaci?n-, cualquiera que fuese la aquiescencia que a sus opiniones se le preste?. Finalmente, citaremos la placa que el Ayuntamiento de El Ferrol coloc? en su casa natal: ?El 18 de octubre de 1850 naci? en esta casa don Pablo Iglesias Posse, ap?stol y fundador del socialismo en Espa?a. Falleci? en Madrid el 9 de diciembre de 1925. En justo homenaje a su vida austera, al temple heroico de su voluntad y la honradez de su conducta, El Ferrol le dedic? este recuerdo en 9 de diciembre de 1927?. Y como dijo Antonio Machado: ?En cuanto a la voz de Pablo Iglesias, del compa?ero Iglesias, o si quer?is, del abuelo, yo prefiero escucharla en mi recuerdo o, mejor todav?a, en labios de otros hombres no menos aut?nticos, no menos verdaderos, que a?n nos hablan al coraz?n y a la inteligencia?.

Francisco Arias Solis
e-mail: [email protected]
URL: http://www.arrakis.es/~aarias
WIKIPEDIA: http://es.wikipedia.org/wiki/Francisco_Arias_Sol%C3%ADs


Ning?n hombre considera que su situaci?n es libre si no es al mismo tiempo justa, ni justa si no es libre.

Aviso: Se ruega a los internautas que pongan en sus p?ginas el logotipo o banner de Internautas por la Paz y la Libertad que figura en la URL:
http://www.arrakis.es/~aarias/internau.htm

Gracias.

Tags: PABLO, IGLESIAS, FRANCISCO, ARIAS, SOLIS

Publicado por Franciscoariassolis @ 21:58
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios