Lunes, 02 de febrero de 2009

 

 

GRAZIA DELEDDA

(1871-1936)

 

 

“¿Crees tú acaso que todos los bandoleros son malos?

  Te engañas, hija mía; son hombres que se ven obligados

 a mostrar su valor, nada más que eso. Mi marido solía decir:

 En los tiempos antiguos los hombre iban a la guerra,

 ahora no hay guerras, y los hombres siguen con necesidad

 de luchar; por eso se ejercitan en actos de violencia, rapiñas

 y otros excesos, no por hacer mal, sino para hacer alarde

 sea como sea, de su valor.

 Grazia Deledda.

 

 

LA VOZ DE LA NOBEL ITALIANA

 

Considerada una de las más célebres escritoras italianas de principios del siglo XX, Deledda, novelista de talento,  ha sido la única mujer italiana que ha obtenido el premio Nobel de Literatura (1926), precisamente con novelas vinculadas a las tradiciones rurales y vetustas  de Cerdeña, su isla natal. En Italia hubo tres escritoras cuyos nombres sonaron con elogio en los últimos años del siglo XIX y primeros del XX: Matilde Serao, Ada Negri y Grazia Deledda. La prolífica obra de esta última, aunque alejada de las corrientes literarias predominantes, se suele enmarcar entre el “verismo” del naturalismo italiano y el decadentismo; su narrativa profundizó en los conflictos entre pasión y razón, y se caracterizó por la evocación mística y por un firme compromiso ético.

 

Grazia Cosima Damiana Deledda nació en Nuoro, Cerdeña, el 27 de septiembre de 1871 y falleció en Roma el 15 de agosto de 1936. Hija de una familia acomodada, después de realizar sus estudios básicos tuvo el privilegio de tener un profesor particular y, posteriormente, pudo forjarse una cultura autodidacta. La familia Deledda sufrió múltiples desgracias que son contadas por la escritora italiana en su libro de memorias. En 1888 comienzan sus colaboraciones en  la revista femenina La última moda. En octubre de 1899 conoce en Cagliari a Palmiro Madesani, funcionario del Ministerio de Hacienda, con quien contrae matrimonio un meses más tarde, fijando su residencia en Roma, donde siguió escribiendo sin descanso hasta el final de sus días.

 

Entre la vasta obra de la escritora italiana destacan: En el azul (1890), su primera obra de éxito, Flor de Cerdeña (1892), en la que describe su isla natal, Los caminos del mal (1892), Narraciones sardas (1893), Elías Portolu  (1903) y Cenizas (1904), consideradas sus dos obras más representativas, la segunda de las cuales inspiró una película protagonizada por Eleonora Duse , La hiedra (1912), Cañas al viento (1913), Marianna Sirca (1915),   La madre (1920), La huida a Egipto (1925), El sello del amor (1926), Annalena Bilsini (1927) y El país del viento (1936). Poco después de su muerte fue publicado su libro de memorias Cosima (1937). Y como dijo la escritora italiana: “Luego, de nuevo, paz, sueño, esplendor del cielo, de piedras oscuras, de lejanías marinas...”.

Francisco Arias Solis
e-mail:
[email protected]
URL: http://www.arrakis.es/~aarias

 

 

Si quieres la paz, prepárate a vivir en paz con todos los hombres.

 


Aviso: Se ruega a los internautas que pongan en sus páginas el logotipo o banner de Internautas por la Paz y la Libertad que figura en la URL:
http://www.arrakis.es/~aarias/internau.htm

 

Gracias.

 

 

 

 


Tags: Grazia, Deledda, Francisco, Arias, Solis

Publicado por Franciscoariassolis @ 23:06
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios