Viernes, 13 de febrero de 2009

 

 

EN EL CINCUENTENARIO DE LA MUERTE DE

RAYMOND CHANDLER

(1888-1959)

 

“Una gran proporción de la literatura

 que ha sobrevivido ha tenido que ver

 con distintas formas de muerte violenta.”

Raymond Chandler.

 

 

LA VOZ RENOVADORA DE LA NOVELA NEGRA

 

El novelista estadounidense Raymond Chandler es junto con Dashiell Hammett, uno de los máximos exponentes de la llamada “novela negra”, contribuyendo a la renovación de la típica trama de intriga y misterio de la novela policíaca, en la que introdujo la dureza de la vida urbana y la corrupción social. Algunas de sus obras son modelos en el género, obtuvieron gran éxito y su autor fue contratado como guionista en Hollywood. Creó el personaje del detective Philip Marlowe, encarnado en el cine por el actor Humphrey Bogart. Chandler escribió en la época cuando la ley seca y las bandas de gangsters daban a la vida estadounidense un carácter especial. Hemos de agradecer a este escritor que con tanta destreza  y talento proporcionara a muchos, con sus obras, nueva y adecuada materia para satisfacer el entretenimiento,  una necesidad humana vieja como el hombre.

 

Raymond Thornton Chandler nació en Chicago el 22 de julio de 1888 y falleció en La Jolla, California, el 26 de marzo de 1959. Viajó muy joven a Inglaterra y estudió en Dulwich College de Londres,  también viajó a Francia y Alemania y se nacionalizó británico en 1907. A su regreso al continente americano fue soldado en los Gordon Higlander de Canadá y ejerció en los Estados Unidos los más diversos oficios: empleado de banco, periodista, dependiente y ejecutivo de una empresa petrolífera. Despedido de esta en 1932, se dedicó a escribir. Intervino en la primera guerra mundial y a su regreso, residió hasta su muerte en California. En 1924 contrajo matrimonio con Pearl Cecily Bowen (Cissy), bastante mayor que él. A la muerte de su esposa en 1954, sufrió una fuerte depresión, dándose aún más al alcohol.

 

Chandler trabajó en el   London Daily Express y en la Bristol Western Gazette (1908-1912) y antes de regresar a los Estados Unidos publicó algunos poemas y su primer relato The Rose Leaf Romance. Se dedicó a escribir relatos policíacos para  Black Mask, revista que fomentó la difusión del género. Entre sus obras destacan: El sueño eterno (1939), en el que su detective aparece por vez primera. Adiós muñeca (1940), La ventana siniestra (1942),  La dama del lago (1954), El largo adiós (1954), Una pareja de escritores (1984) y los guiones cinematográficos como Perdición (1944), dirigida por Billy Wilder, y Extraños en un tren (1951), de Alfred Hitchcock. Escribió también el famoso ensayo El sencillo arte de matar (1950). Y como dijo el escritor estadounidense: “El primer beso es mágico, el segundo íntimo, el tercero rutinario”.

 

 

Francisco Arias Solis
e-mail:
[email protected]
URL: http://www.arrakis.es/~aarias

 

 

La libertad no la tienen los que no tienen su sed.                                                           

 


Aviso: Se ruega a los internautas que pongan en sus páginas el logotipo o banner de Internautas por la Paz y la Libertad que figura en la URL:
http://www.arrakis.es/~aarias/internau.htm

 

Gracias.

 

 


Tags: Raymond, Chandler, Francisco, Arias, Solis

Publicado por Franciscoariassolis @ 21:10
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios