Martes, 10 de octubre de 2006
PENSANDO EN LA PROVINCIA DE CADIZ


?Gaditanos, levantad
en vuestras viejas guitarras
el sol de la libertad.?
Rafael Alberti.

LA PROVINCIA DE CADIZ NO HA ACTUADO UNITARIAMENTE CASI NUNCA

El haber vivido C?diz casi siempre desconectada de su provincia, ha tra?do como consecuencia que los mismos gaditanos de la capital desconozcan la riqueza que aquella significa y puede significar. Nuestra provincia, atesora en sus tierras, en su clima, en sus costas, una riqueza por explotar, que por si sola, amparada en una racional explotaci?n y en una distribuci?n organizada m?s justamente, bastar?a para situarla en la primera fila de las provincias espa?olas m?s feraces y ricas. Pero una gran parte de esa riqueza necesita eslabonarse en la capital, haciendo compatible los intereses antag?nicos entre una provincia eminentemente productora y una capital esencialmente comercial de esos productos que suministra la provincia.

No hay capital espa?ola que viva tan ajena a los problemas agr?colas de su provincia como C?diz, que precisamente tiene a su alrededor las tierras m?s f?rtiles del pa?s. Hasta el punto que la misma fertilidad de nuestra tierra y su abusiva acumulaci?n es muy pocas manos amodorr? todas las iniciativas y retras? nuestro desarrollo.

Diversas estimaciones del grado del bienestar material por provincias sit?an a C?diz en los ?ltimos lugares de la clasificaci?n espa?ola. La renta ?per capita? de un gaditano resulta ser casi una tercera parte m?s baja que la del espa?ol medio Pero, con resultar desfavorable para C?diz, estos s?ntomas de atraso comparativo, hay otro hecho a?n m?s preocupante: la situaci?n relativa de los gaditanos respecto a la media nacional no cesa de empeorar. C?diz, ha pasado del puesto 28, al inicio de la d?cada de los 70, en la clasificaci?n de las provincias espa?olas seg?n su renta ?per capita? al puesto 37, al inicio de la d?cada de los 90. Ello ocurre adem?s en un periodo en que Espa?a se ha ido aproximado a los patrones econ?micos de la Uni?n Europea.

Todav?a es muy fuerte la tendencia en nuestra provincia, por parte del com?n de los ciudadanos, a delegar el protagonismo de las cuestiones colectivas en el gobierno, bien sea central o regional. Es menester que el gaditano, ante cualquier cuesti?n perentoria, tienda la mirada alrededor, por toda la extensi?n de la provincia y busque en ella, los recursos, la inspiraci?n, la fuerza. Precisamente, hace algo m?s de dos siglos, cuando se decidi? abolir el monopolio gaditano de intercambio con Am?rica, antes lo hab?a ostentado Sevilla, el resultado fue un florecimiento sin precedente de la actividad econ?mica no s?lo en la provincia de C?diz sino en toda Andaluc?a. Y el puerto m?s beneficiado fue, precisamente C?diz, que no necesitaba de privilegios ni reglamentaciones para su prosperidad.

El prodigio gaditano, es que todo es actual y a la vez viej?simo, inmemorial. La provincia de C?diz no ha actuado unitariamente casi nunca, desde cada municipio, el improvisado cacique de turno, ha apelado a un Madrid distante y no muy enterado. Vano af?n. No queremos censurar a nadie, pero tenemos fundadas sospechas de que algunos pol?ticos, parecen que quieren disfrutar del poder, sin otra preocupaci?n que ejercerlo, dejando a un lado que el poder deba significar afanes renovadores.

Se hace menester, la recuperaci?n de la personalidad unitaria de la provincia de C?diz, que parece esencial para su prosperidad. En otras palabras, una condici?n capital para lograr el bienestar, es la integraci?n de la provincia de C?diz, la m?s ?invertebrada? de las provincias andaluzas.

Y, por supuesto, tal exigencia excluye el aldeanismo, el provincianismo, la desfiguraci?n de la realidad como si la provincia de C?diz existiera sola, y por s?, sin tener que ver con el resto de Andaluc?a y de Espa?a y, a trav?s de su totalidad, con el resto de Europa y del mundo.

La provincia de C?diz, es pr?diga naturalmente, en cuanto al clima y en cuanto al suelo, pero necesita como elemento que la complete, el af?n ?ntimo y sentido de sus moradores de darse a ella, para elevarla al sitio que por su posici?n privilegiada le corresponde.

El reto europeo exige que las pol?ticas aldeanas que todav?a llevan en su bagaje las ideas m?s paralizantes del siglo XIX queden arrumbadas para siempre en nuestra provincia, ya que, lo ?nico que producen son porf?as tan simples, necias y est?riles, como aquella de la copla que cant?bamos en la ni?ez. ?El sereno y la serena, / sostienen una porf?a, / el sereno que es de noche 7 la serena que es de d?a?.

Francisco Arias Solis
e-mail: [email protected]
URL: http://www.arrakis.es/~aarias

?Necesitamos vivir en paz!

Aviso: Se ruega a los internautas que pongan en sus p?ginas el logotipo o banner de Internautas por la Paz y la Libertad que figura en la URL: http://www.arrakis.es/~aarias/internau.htm.

Gracias
Publicado por Franciscoariassolis @ 0:15
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios