Mi?rcoles, 11 de octubre de 2006
POBREZA Y DESIGUALDAD

?Cuentan de un sabio, que un d?a
tan pobre y m?sero estaba
que s?lo se sustentaba
de unas yerbas que com?a.?
Calder?n de la Barca.


VIVIR BAJO EL UMBRAL DE LA POBREZA

Cuando se habla de pobreza podemos, f?cilmente, pensar en el colectivo social de ind?genas, donde la pobreza adquiere sus tintes m?s dram?ticos, aquellos que no tienen ingresos, que pueden pasar hambre real, fr?o en invierno, enfermedades derivadas de la mala alimentaci?n. Con esta acepci?n se remite a situaciones en la que la pobreza es entendida como la falta vital de ingresos, y se obvia una cuesti?n fundamental: que existen otras situaciones m?s extendidas, menos visibles, que son las de aquellas familias o personas que tienen un poder sensiblemente por debajo del nivel medio, que les imposibilita un desarrollo considerado normal en su sociedad.

En el primer caso, la pobreza es sin?nimo de miseria, de una situaci?n en la que la carencia de recursos es tan profunda que la propia vida est? en peligro. En el segundo caso, en vez de a la mera supervivencia, se alude a un nivel de vida que se considera como m?nimo aceptable.

La Comisi?n de la Uni?n Europea, en los Programas de Lucha contra la Pobreza, considera pobre al que tiene unos recursos tan escasos que tiene que vivir de una manera que se considera inaceptable en su pa?s.

Esta forma de aproximarse a la pobreza se basa en la ?forma de vivir? y no en la desigualdad, por lo que la cuesti?n pasa a ser determinar que bienes y recursos deben considerarse como m?nimos.

Ahora bien, ?ste no es el enfoque empleado por la mayor parte de los estudios sobre la pobreza, en los que la pobreza se registra sobre la base de la renta. Tales estudios utilizan profusamente una definici?n operativa de la pobreza, de la mano de su empleo por la UE, seg?n la cual ser? pobre quien se sit?e por debajo del 50% de la renta per c?pita de un pa?s. De modo que la consideraci?n de lo que se considera inaceptable como nivel de vida digno, se basa en la desigualdad de la renta.

As? pues, utilizando el criterio estad?stico de la UE, el umbral de la pobreza se establece en la mitad (el 50%) de los ingresos netos medios por persona y mes. Y dentro de ?l podemos distinguir dos grados de pobreza: Pobreza moderada o relativa (se establece entre el 25 y el 50% de ingresos medios) y pobreza severa o gran pobreza (se establece en el 25% de los ingresos medios).

Consideramos que el establecimiento de las categor?as para el an?lisis de la pobreza es importante, porque si s?lo se contempla como pobreza lo m?s excluido, o incluso s?lo la pobreza severa o gran pobreza, se corre el riesgo se separar la pobreza del ejercicio de los derechos b?sicos.

A nadie se le escapa que el criterio de medici?n de la pobreza empleado por la Uni?n Europea equivale a una valoraci?n del grado de desigualdad econ?mico-social en una sociedad concreta. En el fondo la pobreza vendr?a a ser la manifestaci?n de los extremos inferiores de la desigualdad. Por tanto la disminuci?n de la pobreza deber? significar la disminuci?n de las desigualdades.

La relaci?n de pobreza y desigualdad subraya que la pobreza es un fen?meno social, enraizado en la estructura y en la din?mica social general. Por lo que la acci?n frente a la pobreza implica acciones dirigidas a los mecanismos sociales que producen desigualdad y generan pobreza. No en vano, dijo el poeta: ?A ti nada te he de dar / que el que haciendo el pobre vive / nada del mundo recibe / antes te pienso quitar?.

Francisco Arias Solis
e-mail: [email protected]
URL: http://www.arrakis.es/~aarias

Ser? vano el intento de humanizar las guerras. Lo humano es evitarlas.


Aviso: Se ruega a los internautas que pongan en sus p?ginas el logotipo o banner de Internautas por la Paz y la Libertad que figura en la URL: http://www.arrakis.es/~aarias/internau.htm.

Gracias
Publicado por Franciscoariassolis @ 0:07
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios