Viernes, 13 de octubre de 2006
TODOS CONTRA EL FUEGO

?Peque?a incansable llama,
vivaces chispas de un duende
saltando de rama en rama.?
Rafael Alberti.
.
LA FORMACI?N DEL PERSONAL PROPIO

Que los bomberos no pueden estar en todas partes es algo com?nmente aceptado. Que en caso de siniestro, cuando m?s r?pida sea la adopci?n de medidas tendentes a evitar su propagaci?n y reducir sus efectos, menores ser?n los da?os a las personas y cosas tambi?n es conocido por pr?cticamente todo el mundo. Pero, ?cu?l es la soluci?n para conseguir esa rapidez en la actuaci?n contra un siniestro sobre todo en la industria donde, por sus caracter?sticas, un incendio puede propagarse de forma geom?trica, cuando no exponencial, convirti?ndose en poco tiempo en un problema cuya magnitud puede superar incluso la capacidad de reacci?n de los medios humanos y t?cnicos de los Servicios de Extinci?n de Incendios y Salvamento? La respuesta: la formaci?n del personal propio.

Afortunadamente son cada vez m?s las empresas que, bien obligadas por la normativa, bien concienciadas a costa de ver las barbas del vecino pelar, afrontan con seriedad programas de formaci?n de parte de su personal, con el fin de que puedan realizar una primera intervenci?n cuando el siniestro se produce, siempre mientras llegan los bomberos. Se trata , en definitiva, de adaptar los medios humanos a los medios materiales existentes.

Ya hace algunos a?os que diferente normas obligan a instalar costosos equipos de prevenci?n y protecci?n contra incendios, sobre todo en industrias con alto riesgo de incendio. Pero del an?lisis de los siniestros producidos en algunas de ellas se ha podido determinar que, en la mayor?a de los casos, los equipos o no eran utilizados o no se usaban correctamente. Esto significaba p?rdidas no s?lo econ?micas por el gasto in?til realizado y por el da?o sufrido hasta la llegada de los bomberos, sino tambi?n humanas, cuando se podr?an haber salvado vidas tan s?lo utilizando de forma adecuada un extintor o una boca de incendio equipada.

Para todos queda claro que la mejor medida contra un siniestro es la de evitar que ocurra. Por ello, la adopci?n de medidas de prevenci?n de siniestros de cualquier tipo es la manera m?s correcta de invertir en seguridad, invertir, que no gastar.

Grandes desastres han servido para adoptar medidas de seguridad tendentes a que, al menos, no volvieran a ocurrir otras de similares caracter?sticas, invertir en medios humanos y t?cnicos necesarios tan s?lo en el caso, quiz? no tan hipot?tico de que se produzca ese incendio o explosi?n, no parece atraer demasiado a quienes deben aprobar los gastos. Y cuando se hace, con loables excepciones, se manifiesta cierta racaner?a y un intento de cumplir exclusivamente los m?nimos marcados por la Administraci?n para otorgar su placet a una actividad.

Realmente, no se trata de abogar por la existencia de bomberos privados en las empresas. Pero unos criterios m?nimos de autoprotecci?n, tanto desde el punto de vista empresarial como individual, pueden ser ?tiles para salvar vidas y disminuir p?rdidas. Todo ello sin exigir unas cotas de hero?smo innecesarias al personal sino tan s?lo un conocimiento b?sico de qu? hacer y, sobre todo, qu? no hacer ante un accidente de cualquier tipo. La idea en ocasiones puede ser convertir en eficaz algo que hasta ahora no era m?s que papel mojado, como es el caso de los planes de emergencia y evacuaci?n obligatorios en muchas actividades. Como es sabido, en estos planes se contempla la existencia de grupos formados por el personal de la empresa, organismo, instituci?n, etc., con las misiones de llevar a cabo una primera intervenci?n o auxiliar en la evacuaci?n de las instalaciones.

Se hace menester la formaci?n especializada del personal integrado en dichos grupos, por cuanto van a tener que enfrentarse a siniestros cuyos perjuicios pueden afectar a muchos ciudadanos. Y considerando la seguridad como un beneficio para las empresas, son ?stas las que deben asumir los costes de formaci?n de su personal. Y es que, como dijo el poeta: ?Por si era o si no era / por si es o lo ser? / se pierde la vida entera . / Y al cabo lo mismo da?.

Francisco Arias Solis
e-mail: [email protected]
URL: http://www.arrakis.es/~aarias

Te matan y despu?s
piden perd?n al cad?ver.

Aviso: Se ruega a los internautas que pongan en sus p?ginas el logotipo o banner de Internautas por la Paz y la Libertad que figura en la URL: http://www.arrakis.es/~aarias/internau.htm.

Gracias
Publicado por Franciscoariassolis @ 23:21
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios