Viernes, 19 de octubre de 2007
AQUELLOS SE?ORITOS

?Este hombre no es de ayer ni de ma?ana,
sino de nunca; de la cepa hispana
no es el fruto maduro ni podrido,
es una fruta vana
de aquella Espa?a que pas? y no ha sido,
esa que hoy tiene la cabeza cana.?
Antonio Machado.

DESAPARECIO EL SE?ORITO PERO QUEDO LA SIMIENTE

Dentro del ?ltimo decenio, m?s bien del ?ltimo lustro, ha sobrevenido al mundo un nuevo riesgo, y es el de echarse a perder. Yo dir?a que no se trata de que se hayan sobrevenido al mundo -en particular al mundo occidental en el cual estamos- males reales y efectivos; creo m?s bien que se trata de que deliberadamente, voluntariamente, se est? empezando a corromper, se est? empezando a echar a perder ese mundo. Ese mundo que penosamente, heroicamente, se hab?a construido desde la gran cat?strofe que termin? en 1945.

Existe un cierto se?oritismo. Ortega, hace m?s de sesenta a?os, defin?a al ?hombre masa? como el ?se?orito satisfecho? o como el ?ni?o mimado?. La dureza de la vida europea y occidental en los a?os de la guerra -o de las guerras- y en los siguientes hizo evidentemente que nadie fuera mimado, y as? desapareci? -pareci? que desaparec?a, sin dejar simiente- el se?orito -aquellos se?oritos-, pero qued? la simiente.

Y ha habido una nueva cosecha. Se ha producido, evidentemente, por el exceso de facilidades, por aceptar las cosas como obvias, como regaladas, por creer que todo est? ah?, sin m?s, y que se tiene derecho a todo. Por creer que todo es natural y no resultado de una invenci?n y un esfuerzo. Se ha producido al mismo tiempo la petulancia; la petulancia que acompa?a siempre al ni?o mimado y al se?orito. Se ha producido una obturaci?n de la facultad de desear; al tenerse las cosas demasiados f?cilmente y demasiado pronto, se tienen por lo general antes de desearlas, y entonces pierden su valor autom?ticamente.

Se ha producido tambi?n una curiosa envidia ajena, que me parece uno de los s?ntomas m?s feos de ciertos estratos del mundo actual. Y advi?rtase que esa envidia ajena no afecta a los que tal vez pudieran tenerla, a los realmente desventurados y despose?dos. En general afecta a los que no han llegado a las cimas pero est?n en camino de llegar a ellas; y si no llegan es porque no est?n dispuestos a hacer el esfuerzo necesario.

A?ad?a Ortega que estos hombres buscan ?un pastor y un mast?n?. Lo encontraron, naturalmente. El pastor principal -?era pastor o era mast?n?- se llamaba Adolfo.

Siento que hay que atreverse a la inactualidad, que hay que atreverse a la extemporaneidad. Al lado de la altura de los tiempos, yo dir?a otra met?fora: la hondura de los tiempos. Creo que hay que atenerse a la hondura de los tiempos y principalmente la hondura del propio tiempo vital. O, con una expresi?n que en otro sentido emple? Men?ndez Pidal, hay que recurrir al estado latente. Hay cosas que no se manifiestan, pero est?n ah?, est?n latentes, est?n debajo, est?n subyacentes, y podemos quiz? descubrirlas, desvelarlas, alumbrarlas. A veces hay que hacer algo inactual, que no est? de moda, que no se lleve, algo inoportuno.

Hay que atreverse a hacer una pintura que no guste en las galer?as de arte, que no tenga valor en las subastas. Hay que atreverse a hacer una m?sica que no se estrene en los festivales. Hay que atreverse a escribir libros que a los cr?ticos no les interesen. Hay que atreverse a oponerse pac?ficamente a la violencia que nos circunda. Hay que atreverse a reclamar la libertad de los ciudadanos amedrentados por los etarras. En otros t?rminos, hay que atreverse a algo modest?simo: a ser. Simplemente a ser. Y como dijo el poeta: ?Historia / es hacer memoria?.


Francisco Arias Solis
e-mail: [email protected]
URL: http://www.arrakis.es/~aarias
WIKIPEDIA: http://es.wikipedia.org/wiki/Francisco_Arias_Sol%C3%ADs
BLOG: http://lacomunidad.elpais.com/aarias/posts

La violencia siempre ha sido reaccionaria.

Aviso: Se ruega a los internautas que pongan en sus p?ginas el logotipo o banner de Internautas por la Paz y la Libertad que figura en la URL:
http://www.arrakis.es/~aarias/internau.htm

Gracias.
Publicado por Franciscoariassolis @ 7:44
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios